La AJB se sumará al paro nacional dispuesto para el martes 30 por la Federación Judicial Argentina y un amplio arco de gremios y centrales sindicales.

El próximo martes 30 de abril, la Asociación Judicial Bonaerense será protagonista, junto a gran parte del movimiento sindical argentino, del paro con movilización convocado en rechazo a las políticas que vienen deteriorando las condiciones de vida de millones de trabajadoras y trabajadores, impuestas por el gobierno nacional y los gobiernos provinciales.

La decisión de la AJB de sumarse al paro fue resuelta a partir de los mandatos de la última ronda de asambleas realizadas en los diecinueve departamentos judiciales, y se alinea con lo resuelto por unanimidad en el Plenario nacional de la Federación Judicial Argentina, en el que el pasado jueves se definió decretar una Jornada Nacional de Lucha de las y los judiciales de todo el país para el 30 de abril.

Para lxs judiciales bonaerenses, la medida consiste en un paro total de actividades en los diecinueve departamentos judiciales, y en la convocatoria a movilizar a Plaza de Mayo y a participar de las diferentes acciones locales y regionales que se realicen en ciudades de la provincia de Buenos Aires.

Pablo Abramovich, secretario General de la AJB, resaltó que “de acuerdo a lo que venimos debatiendo colectivamente en asambleas y congresos de nuestro gremio, la necesidad de sumarnos a un paro general es un acto de defensa propia, ya que vemos día a día cómo se deterioran nuestros salarios por efecto de las políticas económicas, a la vez que el ajuste en el presupuesto del Poder Judicial nos condena a trabajar cada vez en peores condiciones”.

“Pero también la convocatoria al paro es un acto de solidaridad -agregó Abramovich- en cuanto como trabajadores y trabajadoras judiciales estamos comprometidos con la situación desesperante que vive gran parte de nuestra población, sumida en la pobreza o en la indigencia, como consecuencia de decisiones políticas que dispararon los valores de inflación y produjeron un aumento desmedido de tarifas, mientras que promovieron un estancamiento de salarios en el sector público y privado, de las jubilaciones y las políticas sociales en general”.

Por su parte, Hugo Blasco, secretario General de la Federación Judicial Argentina, invitó a sumarse a la medida de fuerza convocada para el 30 de abril, remarcando que “lxs trabajadorxs judiciales tenemos que expresarnos por cuestiones que trascienden lo que nos pasa a nosotrxs como gremio y que hace al común de lxs trabajadorxs de este país, no sólo a lxs del Estado sino también a los privados y a aquellos que no están registrados. La clase trabajadora argentina hoy está desafiada a dar todo tipo de pelea en pos de la conquista no solamente de los derechos que nos faltan, sino de mantener los que hemos sabido conquistar a lo largo de décadas de lucha”.

Etiquetas: ,